ManoloM

 t66s

 

¿Cómo lleva tu mujer esta locura por correr?

- ¡Uffff! Pregunta peligrosa... Aparte de que piensa - en plan cariñoso - que somos una secta, no le gusta mucho que me implique tanto en las cursas, con el tema de liebres, quedadas, retos, etc. La verdad es que, a veces, tiene razón. Y eso que no entreno mucho, pero para ella es una pasada, y no lo entiende. Lo que más ilusión me haría sería que a ella le gustara esto la mitad de lo que me gusta a mí, pero todo no se puede tener en esta vida. Por la menos, en la Maratón baja a verme pasar cerca de casa, y este año incluso me vió en la llegada. Eso me gustó muchísimo.


Eres de sobras conocido por prestarte a ayudar a otros a alcanzar sus objetivos. ¿Qué te motiva a hacerlo? ¿Que sientes cuando lo conseguís?

- La verdad que... Os digo un secreto: Es puro egoísmo. Cuando llevaba unos 2 años haciendo cursas, todas, todas, las hacía a tope. Un día, no se quién me dijo que le ayudara a bajar de un determinado tiempo, y así lo hice. Descubrí que al lograrlo él, yo tenia casi la misma sensación que si lo hubiera conseguido yo mismo, de modo que decidí que todas las cursas que no hiciera a tope - ahora sólo hago a tope 2 o 3 cursas al año - intentaria ayudar a algún amigo/a a conseguir su objetivo. De ahí empezó el tema de hacer de liebre, antes de que se implantasen en corredors.cat las liebres oficiales. Lo dicho, puro egoísmo. La satisfacción que me produce que un amigo, o simplemente un desconocido, consiga su reto, es como esa subida de endorfinas que te tienes al conseguir el tuyo. Que - como en esta última Maratón de Barcelona - se me acerque un hombre hecho y derecho, me dé varios abrazos y se me ponga a llorar dándome las gracias, diciendo que le había ayudado mucho, sólo por oír mis chistes, mis paridas y mis ánimos al grupo en el que íbamos juntos... eso, no tiene precio, y no se paga con nada.


Eres la sonrisa en las carreras, y tienes fama de contar chistes. Todos los entrenadores recomiendan que no se hable en carrera. ¿Qué te parece esa recomendación?

- Que tienen razón. Si haces una cursa a tope, no tienes que gastar la más mínima energia. Has de ir concentrado en tu objetivo. Pero claro, si vas de liebre o motivando a alguién, es diferente. Yo intento dar ánimos, cogerles agua en los avituallamientos, tapar el viento en contra, contar chistes - que suelen ser malos - y, sobre todo, marcar perfectamente los ritmos para que consigan su objetivo. Pero también les digo que no hace falta que hablen, que no gasten energías, que no se rian en voz alta - sé que por dentro se están descojonando... je, je, je - y que den todo lo que tienen para conseguirlo.

 

Comentarios